En Estados Unidos, una niña de sólo 5 años falleció luego de desarrollar una meningoencefalitis a causa del coronavirus, lo que puso en alerta al mundo médico por esta nueva infección asociada al virus. La menor de edad estuvo con sus padres en cuarentena y no tenía enfermedades previas.

El mundo médico está impactado y preocupado luego de la muerte de una pequeña niña de 5 años, quien se contagió de COVID-19 en la ciudad de Michigan, Estados Unidos, y desarrolló una complicada meningoencefalitis.

La menor de edad, según sus padres, estuvo constantemente con ellos, en encierro total y con el menor contacto posible con el exterior y tampoco tenía enfermedades previas que pudieran haber complicado su cuadro de salud.

Según informó el portal The Detroit News, la niña fue diagnosticada con coronavirus el el pasado 29 de marzo empezó a tener complicaciones por inflamaciones de su tejido cerebral.

Decidimos sacarla del ventilador porque su mejoría se había detenido, los médicos nos dijeron que era posible que tuviera muerte cerebral, y básicamente sabíamos que no volvería a nosotros“, contó la madre de la niña que lamentablemente falleció este domingo 19 de abril.

La comunidad médica quedó en alerta y a investigar esta relación, que se da por segunda vez luego del caso de una mujer de 58 años, que luego de contagiarse de COVID-19 murió por encefalitis necrotizante aguda.